Artículos

Explora esta sección y descubre propuestas sobre cómo relacionarnos con los estudiantes, cómo planear mejores clases, qué estrategias y actividades de enseñanza implementar y cómo evaluar, entre otras estrategias para mejorar como profesor. No te olvides de compartir tus opiniones y experiencias en los comentarios.

¿Cómo puedo lograr que mis estudiantes defiendan un punto de vista?

Nos queda claro que, como docentes, nuestra tarea no se reduce a simplemente presentar y transmitir un puñado de información. La labor educativa debe, ante todo, de convencer y persuadir, de mover al educando a la acción, de buscar que éste quiera ser una mejor persona. Para ello, tenemos que recurrir a medios retóricos, que “contribuyen a salvar las limitaciones del discurrir lógico y a un cierto equilibrio emocional, de tal modo que abre al acto comunicativo, tanto en el orden del conocimiento como ejerciendo también su acción en la voluntad y la afectividad” (Naval, 1992, p. 579). Ante un discurso efectivo, el educando no puede permanecer indiferente.

Tener una sólida argumentación, por lo tanto, es indispensable en la labor docente. Sin embargo, nosotros no somos los únicos que tenemos que desarrollar esta competencia. Nuestros estudiantes mismos deberían ser capaces de compartir y defender su posición, convenciendo y persuadiendo a los demás, siempre estando abiertos a dialogar, escuchar y aprender de los demás. Su formación no comprende, en realidad, el que sean capaces de reproducir la información que se les da en clase, sino que entiendan profundamente el contenido y su significado, que formen sus propias opiniones y que éstas tengan un fundamento lógico que pueda ser sostenido.

Depende de nosotros, de cómo articulemos e impartamos nuestras clases, el estimular la argumentación en los estudiantes. En efecto, “cada día se hace más urgente otorgar a la enseñanza un carácter creativo. La mera información no implica verdadera formación. Formar a un joven significa ayudarle a poner en forma su capacidad creadora y configurar, de este modo, su personalidad” (López, 1993, p. 73)

A continuación te presentamos algunos consejos prácticos para estimular la argumentación en tus estudiantes:

  • Comienza presentando un problema: Puedes plantearlo con una oración, una historia breve o formulando una pregunta que capte la atención de todos. Relacionar el contenido con algo fuera de lo común o una situación cercana a los discentes es de gran ayuda.

  • Crea diálogo: Comienza a intercambiar puntos de vista con los alumnos, a través de preguntas que los reten y los confronten. Contra-argumenta sus respuestas, sácalos de su zona de confort para que exploren, analicen y fundamenten sus propios argumentos.

  • Organiza debates: Encuentra un tema interesante con diversos puntos de vista y permite a los estudiantes investigar y plantear sus argumentos, para presentarlos en un encuentro organizado, que suscite el diálogo entre pares y así se llegue a diversas conclusiones.

  • Replantea las tareas: Pide ensayos, argumentos y contra-argumentos, en lugar de investigaciones relacionadas con la repetición de información.

  • Estimula la curiosidad: Como lo hemos mencionado muchas veces anteriormente, no permitas que la exploración de un tema se termine una vez que haya concluido la sesión. Deja una pregunta o una idea tan interesante, que simplemente sea irresistible para ellos el continuar investigando sobre ésta.

Fomentar la argumentación entre tus estudiantes permitirá que éstos alcancen niveles más profundos de comprensión, que formen un punto de vista, lo sepan defender y sean capaces de convencer a otros, estando siempre abiertos al aprendizaje y al enriquecimiento de la propia opinión.

Licencia de Creative Commons
¿Cómo puedo lograr que mis estudiantes defiendan un punto de vista? by Isabel Diez Uriarte is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

Isabel Diez Uriarte

Pedagoga por la Universidad Panamericana. Trabajó en el Centro de Innovación Educativa redactando artículos y noticias sobre apoyo a la docencia, innovación educativa y asesoría universitaria.

Fuentes de Consulta

  • López, A. (1993). La formación por el arte y la literatura. España: RIALP.
  • Naval, C.. (1992). Educación, retórica y poética. España: EUNSA.

Material Externo

  • Aquí encontrarás consejos y estrategias prácticas sobre cómo generar una discusión y cómo manejar espacios dinámicos en el aula. http://goo.gl/6By3Yd